Archive for diciembre, 2012

Reiki y Música

Miércoles, diciembre 12th, 2012

La música se puede utilizar como complemento al Reiki, durante sus sesiones, o el Reiki se puede utilizar como complemento a la músico-terapia… ¿Qué fue antes, el huevo o la gallina? En realidad es lo mismo, las dos terapias son complementarias, sea cual sea cual se esté administrando como principal en un momento determinado. Por ejemplo, yo soy terapeuta reiki utilizo la música como complemento en mis terapias.

¿Cúal es la música adecuada?

Bueno, depende del terapeuta al que le preguntes. Muchos, por lo que he visto, coinciden en que debe ser una música con sonidos armoniosos y relajantes como new age, chill out o, incluso el jazz; marcando como requisito fundamental que la música sea instrumental para favorecer la concentración del paciente y el terapeuta. Por supuesto, con estas características, se marcan como no adecuadas las canciones conocidas, ni de moda, esas que suenan continuamente en la radio y que nos aprendemos a fuerza de escucharlas… Yo no estoy de acuerdo con esto. Está bien favorecer la concentración con un determinado tipo de música, pero eso no excluye el otro tipo de música, ya que , si bien, considerada como una distracción, en realidad lo que hace es concentrar la mente en un punto fuera de si misma, favoreciendo el bienestar y la relajación, al tiempo, que asegura que, cuando nuestro paciente escuche esa canción por casualidad, se active su memoria residual, consiguiendo encontrarse bien inmediatamente por asociar la esa canción con un estado de relajación. Esto como afecta al terapeuta, de la misma manera; supongo que depende de la escuela o método estudiado, en el método que yo aprendí, el reiki se puede dar en cualquier momento y en cualquier situación, incluso viendo la tele, requiriendo un mínimo de concentración. No dudo que cuanto más favorables sean las condiciones, mejor va a resultar la terapia, pero no es imprescindible crear un ambiente determinado ni forzar la concentración; esta tiene que darse de forma natural, sin presiones. Muchas veces mis pacientes, rompen a llorar en medio de la sesión, yo no puedo permanecer impasible, o inician una conversación, porque la energía les remueve y necesitan sacar ciertos sentimientos o vivencias fuera, obviamente yo les contesto, manteniendo un mínimo de concentración.

También hay una música más especial para Reiki que incluye el sonido de campanillas cada 3 minutos aproximadamente, para indicarte cuando desplazar las manos, y cuya duración es de una hora, más o menos, para indicar el final de la sesión. Tengo que confesar que tengo un cd de este estilo que me gusta bastante, pero lo de las campanillas no le hago ni caso, mis manos me dicen cuando moverse y cuando no, a veces, un riñón necesita cinco minutos y una rodilla, uno… No obstante para empezar con las terapias no esta música no va mal, pues recuerdo que al principio no podía prescindir del reloj, para cumplir a raja tabla los tiempos estipulados que me habían enseñado, hoy pongo la música de una hora de duración, porque si que es cierto que me abstraigo totalmente y que o me paso o me quedo corta.

Otra cosa que he escuchado o leído por ahí es que la música Reiki no debe llevar instrumentos de percusión, y con esto tampoco estoy del todo de acuerdo… Los instrumentos de percusión nos aceleran y excitan, por lo que deben ser muy rítmicos y lentos, como el latido del corazón en calma, para favorecer la relajación. También es cierto que nos conectan con la energía de la Tierra, y aunque muchos lo consideren inapropiado porque se supone que sólo debes conectar con la Energía Universal, esto tampoco es así, la energía de la Tierra interactúa con la Energía Universal y para que la energía fluya hay que interactuar con ambos extremos, por arriba corriente Universal, por abajo, conexión a Tierra.

Conclusión: ¿Que tipo de música usaremos en nuestras sesiones? Depende del momento y del paciente.

0

La músico-terapia

Miércoles, diciembre 5th, 2012

música en el antiguo EgiptoLa musico-terapia ya se conoce desde la antigüedad, aunque es en los años 40 del siglo XX que se recupera para utilizarla como rama de medicina reparadora, que contribuye al equilibrio psicofísico de las personas. Actualmente la musico-terapia como disciplina de Salud se ha extendido alrededor del mundo, desarrollándose en carreras de grado y post-grado en Europa, Asia, Oceanía y America.

Reconociendo que gran parte de las enfermedades tienen su origen en el cerebro, la músico-terapia intenta hacer llegar al cerebro, a través de diversas melodías, los estímulos necesarios para anular los que producen la enfermedad.

 La músico terapia es una técnica terapéutica que utiliza la música en todas sus formas con participación activa o receptiva por parte del paciente

Congreso Mundial de Musicoterapia, París, 1974

Las metodologías de trabajo varían de acuerdo a la población y a las escuelas y teorías que fundamentan el quehacer del musico-terapeuta. Se aplica, fundamentalmente, en desequilibrios nerviosos.

 El musicoterapeuta es un profesional con unos conocimientos y una identidad tanto en el ámbito musical como en el terapéutico, y que integra todas sus competencias desde la disciplina de la Musicoterapia, para establecer una relación de ayuda socio-afectiva mediante actividades musicales en un encuadre adecuado, con el fin de promover o restablecer la salud de las personas con las que trabaja, satisfaciendo sus necesidades físicas, emocionales, mentales, sociales y cognitivas y promoviendo cambios significativos en ellos

K. Bruscia, 1997, Definiendo Musicoterapia, Amarú Ediciones Salamanca)

Según muchos terapeutas, la herramienta sonora más poderosa es el canto de armónico. A través de nuestras propias voces, podemos proyectar a la parte enferma la frecuencia de resonancia correcta, y devolver su frecuencia normal. Según Jonh Beaulieu, la entonación de armónicos afecta incluso al flujo de la kundalini de las tradiciones místicas. Tema muy relacionado con los mantras tibetanos realizados para limpiar los chakras y despertar su energía para alcanzar la iluminación.

música contra la depresiónDesde 2003 da buenos resultados contra el dolor y la depresión, por ejemplo, en el área de Oncología Infantil del Hospital La Paz (Madrid). Los terapeutas ajustan el ritmo, la intensidad y el tipo de música al estado del paciente. También se está aplicando a la mejora de la motricidad después de un ictus. Antoni Rodriguez, del grupo de Cognición y Plasticidad Cerebral (Cataluña), cuenta que han desarrollado una terapia que logra que los enfermos puedan ejecutar el movimiento que imaginan. ¿Cómo? Tocan un instrumento y oyen la melodía. Luego, cuando oyen esas mismas notas, se activan sus funciones motoras porque saben como se tocaría. Para rehabilitar aspectos “finos”, utilizan teclados; y para habilidades “gruesas”, diferentes tipos de percusión.

 

La música se escucha para acompañar un estado de ánimo o para que te lo provoque

Joaquín Guzmán

 

Fuentes:

http://elmistico.com.ar/musicoterapia.htm

http://es.wikipedia.org/wiki/Musicoterapia

Revista Quo nº 186

0